O el arte de la ira. Un refugio para la obsesión y el cine

…a partir de utopías sofocadas ha nacido un payaso, un ser dividido entre la belleza y la fealdad, entre la luz y el caos, un payaso que cuando mira hacia abajo y de soslayo, es Satán en persona y, cuando alza la vista, ve un ángel mantecoso, un caracól con alas.

Como si Henry Miller en “Trópico de Cáncer” estuviera viendo The Dark Knight ( 2008, Christopher Nolan)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s